Inicio > Literatura, Lugares > Crónica de la ciudad de Rí­o

Crónica de la ciudad de Rí­o

Jueves, 12 de noviembre de 2009 Dejar un comentario Ir a comentarios

foto de rio de janeiro

En lo alto de la noche de Rí­o de Janeiro, luminoso, generoso, el Cristo del Corcovado extiende sus brazos. Bajo esos brazos encuentran amparo los nietos de los esclavos.

Una mujer descalza mira al Cristo, desde muy abajo, y señalándole el fulgor, muy tristemente dice:

—Ya no va a estar. Me han dicho que lo van a sacar de aquí­.

—No te preocupes —le asegura una vecina—. No te preocupes: í‰l vuelve.

A muchos mata la policí­a, y a muchos más la economí­a. En la ciudad violenta, resuenan balazos y también tambores: los tambores, ansiosos de consuelo y de venganza, llaman a los dioses africanos. Cristo sólo no alcanza.

Eduardo Galeano

Imagen: flickr.com/photos/juradecanoa


  1. Sin trackbacks aún.